Residencia Militar Virgen del Puerto: «Garantía de éxito»

La preciosa villa cántabra de Santoña acoge la Residencia Militar de Acción Social de Estudiantes “Virgen del Puerto”, uno de los 33 centros que la Dirección de Asistencia al Personal —del Mando de Personal—tiene distribuidos a lo largo de toda la geografía española para servir de apoyo a los componentes del Ejército y a sus familias. Al igual que la Residencia Militar “Virgen de la Paz” de Ronda (Málaga), su razón principal de existencia es la preparación y formación de los militares de tropa para su ingreso por promoción interna en la Academia General Básica de Suboficiales, lo cual hace que ambas residencias sean «especiales y diferentes», tal y como apunta el director de la de Santoña, coronel Bermejo.

Además, si bien la preparación que en ellas se da va dirigida al acceso a la Escala de Suboficiales, «el contenido y nivel de las materias que se imparten permite a los alumnos presentarse también a la Academia General Militar de Zaragoza y acceder a la Escala de Oficiales», añade el
coronel.
En un principio, esta Residencia Militar comenzó su andadura en 1960 como Instituto de Enseñanza Media para hijos y huérfanos de militares en régimen de internado, así como para estudiantes civiles —de Santoña y de otras localidades cercanas—, ante la falta de centros en la zona. En el año 1988 se amplían sus servicios con la creación de la Sección de Preparación dentro del Patronato, germen del actual “Curso de Preparación para el Ingreso en los Centros de Formación del Ejército de Tierra”.

No obstante, y aparte de su función principal de preparar y formar a los soldados para que afronten con garantía de éxito sus exámenes de ingreso en las academias militares del Ejército, «ofrece alojamiento y manutención como residencia de acción social (con capacidad de alojamiento para 56 residentes) a los militares y a sus familias, y acoge en verano campamentos de niños y jóvenes hijos de militares», apunta el coronel Bermejo, quien está al frente de la Residencia desde febrero de este año.

En los más de 30 años que lleva en funcionamiento como centro de preparación, han sido 5.400 los alumnos que por ella han pasado. En concreto, en este curso 2021-2022 son 100 alumnos procedentes de distintas unidades del Ejército de Tierra.

Organización

Respecto a su organización, cabe destacar que la plantilla cuenta con 28 personas, de las cuales 8 son militares, y se distribuye en dos bloques principales: «El Área de Administración y Gestión, con un capitán al frente —la cual realiza todas las tareas necesarias que conlleva el funcionamiento de la Residencia—, y la Jefatura de Estudios, encabezada por un teniente coronel jefe de estudios y que cuenta con un capitán jefe de la unidad de alumnos, un brigada auxiliar y dos civiles de apoyo a tareas administrativas. Sin olvidar al experimentado y prestigioso cuadro de profesores», señala el coronel, quien se muestra satisfecho del renombre con el que cuenta esta institución y «el cariño que se le tiene en esta tierra». Algo, sin duda, a lo que él quiere contribuir de forma personal con «jornadas de puertas abiertas o visitas de colegios» que ya están preparando.

Estudiar en Santoña es una garantía de éxito para todos aquellos que han podido obtener plaza —y quienes cursan sus estudios en situación de “comisión de servicio no indemnizable”, sin perder su plaza en su unidad de origen—. Los números así lo demuestran: en el curso 2020-2021, un 98’8% de sus alumnos consiguieron entrar en las academias militares. Un porcentaje que no es algo puntual, ya que en los últimos años siempre han conseguido aprobar las oposiciones más del 90% de sus residentes. El secreto para conseguirlo está en la férrea disciplina con la que trabajan, en la que los alumnos viven en régimen de internado y absolutamente dedicados al estudio: «Funciona como una verdadera academia militar, en la que al alumno se le exige rigor, disciplina, excelente comportamiento y rendimiento en sus estudios, sin descuidar su formación física. Los internos reciben clases durante toda la mañana, seguidas de estudio y tutorías por las tardes, exámenes trimestrales de control…», asegura el coronel Bermejo. Junto a esto, la intención del director es que los estudios se compaginen con ciertas actividades culturales que también les hagan conocer el maravilloso entorno que les rodea.

Asimismo, se busca que la formación que reciben en esta Residencia sea lo más completa posible. Por eso, los alumnos también van a poder asistir a charlas orientativas sobre diversos temas, como salud y nutrición o valores militares.

Una forma de trabajar que le ha proporcionado a esta institución un gran prestigio, a lo que también ha contribuido el buen estado de sus instalaciones, con seis aulas bien equipadas, un aula de informática dotada de 24 ordenadores, servicio wifi, un gimnasio completo, pistas de pádel y frontón. Además, dispone de cafetería con terraza, sala de juegos, salón de actos, de conferencias, sala de televisión, capilla, biblioteca y zona de aparcamiento.

Inauguración del Curso

El acto de inicio del curso académico 2021-2022 se llevó a cabo el 15 de octubre, en el Patio de Armas de la Residencia “Virgen del Puerto” y bajo la presidencia del director, coronel Bermejo. En esta ocasión, el acto recuperó el tradicional desfile de la compañía de alumnos en el exterior del recinto militar, que pudo ser contemplado por numeroso público. Asimismo, se realizó una visita a la parroquia de Santoña, que precedió a la parada militar, en la que los alumnos realizaron una ofrenda floral a la Virgen del Puerto, patrona de la localidad.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s